Ir al contenido

Unidad Nacional de Seguridad Vial

Presidencia de la República Oriental del Urguay
3/22/17

Histórico

Histórico

En jornadas sucesivas, gobiernos departamentales asumen compromiso para abatir cifras de lesionados en el tránsito, en el marco de una política de estado.

Entre lunes y martes las autoridades de la Unidad Nacional de Seguridad Vial fueron recibidas por los jefes departamentales de Salto y Paysandú, así como por las Jefaturas Departamentales de Policía y las Direcciones Departamentales de Salud de ambos departamentos.

La misión era concretar por escrito el compromiso de todos estos actores para desarrollar planificadamente una estrategia que abata las cifras de lesionados en el tránsito, incluyendo un trabajo operativo articulado de cada una de las áreas mencionadas.

En Salto fue el propio Intendente Andrés Lima, quien suscribió el Acuerdo, junto con la Dra. Cristina González y el Crio. Gral. (r) Oldemar Avero; mientras que en Paysandú, lo hicieron el Dr. Guillermo Caraballo como Intendente; el Crio. Gral. (r) Luis Mendoza como Jefe de Policía Departamental y el Lic. Juan Gorosterrazú por la Dirección Departamental de Salud.En ambas oportunidades firmó el presidente de UNASEV, Dr. Gerardo Barrios; mientras que por el sistema educativo lo hizo Ana Verocai, Inspectora Regional de Educación Secundaria.

Articular para profundizar acciones

En el marco del Decenio para la Seguridad Vial estipulado por Naciones Unidas, Uruguay ha asumido -Ley 18.904 del 04 de mayo de 2012-- el compromiso de lograr un 10% de descenso en los lesionados por siniestros viales.

Si bien en 2016, se obtuvo el mejor registro de los últimos 7 años, el logro global de estas metas requiere “profundizar acciones articulando los organismos del Gobierno Nacional con los Departamentales así como también con otras instituciones públicas, privadas, ONG, fundaciones, fuerzas vivas, Unidades Locales de Seguridad Vial“.

Con el Acuerdo de Adhesión al Plan Operativo de Seguridad Vial 2017-2020, las Instituciones mencionadas “ratifican su compromiso de desarrollar en el departamento aquellas acciones coordinadas e integradas con la finalidad de disminuir la siniestralidad en el tránsito protegiendo la vida y la salud de los ciudadanos en las vías pública”.

Para lograr a fines del 2017 esa meta de un descenso del 10% en la cantidad de lesionados de cada Departamento –que incluye trama urbana y rutas nacionales- a las Intendencias, Direcciones de Tránsito y Policía Nacional de Tránsito les compete establecer la Unidad de Planificación con sus componentes específicos; incorporar las acciones en base a las prioridades y cronograma de las mismas; y establecer y compartir la información de Indicadores de los Procesos y Resultados (acciones, número de vehículos controlados, número de procedimientos, etc.).

A las Direcciones Departamentales de Salud, se les agrega además el cometido de establecer acciones con todos los prestadores de Salud, sean fijos o móviles en forma integrada y en todos los Niveles Asistenciales.

Por otra parte el compromiso prevé acciones en el área de la Comunicación Social y la Educación integrando la Unidad de Planificación que se creará; estableciendo acciones de información y comunicación social del Plan; promoviendo un lenguaje uniforme apoyado en la protección de la vida y el rol de los agentes de tránsito.